22 abril, 2024

Bukele, un joven y carismático líder, ascendió al poder en 2019 con una promesa de cambio radical y un enfoque fuera de lo común en la política. Su estilo desenfadado y sus hábiles estrategias en las redes sociales le ganaron rápidamente una base de seguidores fieles. Pero, como suele suceder con las figuras populistas, su gestión ha estado lejos de ser un camino de rosas. Por Nito Marsiglio.

Una de las decisiones más polémicas de Bukele fue la destitución de los jueces de la Corte Suprema y del fiscal general, lo que generó acusaciones de autoritarismo y falta de respeto por la separación de poderes.

Sin embargo, es innegable que Bukele ha logrado avances en algunos aspectos de su mandato. Ha implementado políticas sociales dirigidas a sectores desfavorecidos, como el programa “Plan Control Territorial”, que busca combatir la violencia y el crimen organizado. Las tasas de homicidios han disminuido bajo su administración, lo que ha sido una bocanada de aire fresco para los salvadoreños cansados de la inseguridad.

En cuanto a las relaciones exteriores, Bukele ha mantenido una política exterior pragmática. Ha buscado relaciones más cercanas con China, al tiempo que ha tenido fricciones con Estados Unidos y la comunidad internacional por sus acciones internas.

El presidente Nayib Bukele es un enigma político que suscita tanto admiración como preocupación. Ha logrado avances notables en áreas como la seguridad y el crecimiento económico, pero su estilo de liderazgo autoritario y polarizador, ha llevado a la controversia internacional y la descalificación de ambos lados del pensamiento político.

Su enfrentamiento con Biden y parte de la Comunidad Europea, que lo tilda de dictatorial, hace que un sector de la izquierda lo vea con simpatía mientras otro sector critica su política de mano dura y tolerancia cero con la delincuencia.

En este video el youtuber Pato Bonato realiza un interesante análisis de este controvertido político americano.

Ilustraciones de: Aleucos y anónimos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *