22 abril, 2024

En el panorama de la filosofía política contemporánea, las ideas de Michael Sandel sobre la meritocracia y su crítica a lo que él llama “la tiranía del mérito” han provocado un profundo debate y análisis en la sociedad.

La meritocracia es un sistema social y político que se basa en la creencia de que el mérito individual debe ser la principal fuente de ventajas y desventajas en la vida de las personas. Según esta visión, aquellos que obtienen éxito y prosperidad lo hacen debido a su esfuerzo y habilidades, mientras que aquellos que fracasan lo hacen debido a su falta de mérito. En esencia, la meritocracia premia y castiga en función de los logros individuales.

Michael Sandel, en su obra “La tiranía del mérito”, critica esta concepción meritocrática, argumentando que si bien puede parecer justa en principio, en realidad perpetúa profundas desigualdades y crea una división en la sociedad. Sandel sostiene que el mérito individual está fuertemente influenciado por factores sociales, económicos y culturales que no son responsabilidad del individuo, como el lugar de nacimiento, la educación y las oportunidades disponibles. Por lo tanto, el éxito o el fracaso de una persona no puede atribuirse exclusivamente a su mérito individual, sino que también se ve afectado por circunstancias externas.

El filósofo argumenta que la creencia ciega en la meritocracia lleva a una especie de “tiranía del mérito”, donde aquellos que han alcanzado el éxito se sienten moralmente superiores y justifican su posición privilegiada como un resultado de su propio mérito. Esta actitud genera un desprecio hacia aquellos que no han tenido la misma “suerte” en la vida, considerándolos como personas menos valiosas o menos dignas de respeto. Además, la meritocracia lleva a la marginalización de aquellos que no logran destacar, dejándolos atrapados en ciclos interminables de desventajas y discriminación.

La noción de “tiranía del mérito” también se conecta con la idea de que la meritocracia fomenta una competencia excesiva y una obsesión por el éxito individual. En una sociedad centrada en recompensar el mérito, las personas pueden ser impulsadas a perseguir sus propios intereses sin considerar el bienestar común. Esto puede conducir a una falta de solidaridad social y a una erosión del sentido de comunidad.

Claudio Alvarez Terán, en su canal, da una exhaustiva explicación sobre la obra del pensador Michael Sandel “La Tiranía del Mérito”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *